sábado, 10 de mayo de 2014

CERTIDUMBRE

Imagen cogida de la red




CERTIDUMBRE




Estoy convencido de que la herida en el costado es una flor o un camino:
en las manos del fuego siempre canta mi voz, el río de la desnudez
descuelga su claridad,
la caridad que descansa en cada peldaño de la escalera. (En el jardín de la noche, los jardines son inéditos, la sombra de barro que acaricia el cuerpo.)
En el negro manantial del tintero, el caballo tirado por suspiros, el eco
del mar calcinado en las aceras:
en la generación de mis ideas, el invernadero y sus circunstancias.
He cosechado las certezas en un trozo de metáforas, la verdad es una suerte
de irrealidad en la tartamudez de los pañuelos.
Confío en el poder de las palabras para exorcizar todos mis demonios.
Barataria, 29.IV.2014